Crítica: Spring Breakers

A24, 2013

A24 | 2013

Cuatro chicas desean tomar el Spring Break más que nada en este mundo, pero sus escasos ahorros ponen en riesgo su viaje.

Decididas a no quedarse en la escuela, asaltan un restaurante y con el botín emprenden el viaje para su mala suerte lo que encuentran no es lo que esperaban.

Las salas que exhiben Spring Breakers deberían tener la leyenda “esta película es más de lo que parece” y es que la sensación con la que uno se queda al correr los créditos finales es un tanto extraña.

En palabras simples, la película es mucho más que sexo, drogas y desenfreno, lamentablemente la publicidad con la que ha sido vendida esta cinta, ha hecho creer al público que verá algo mucho más light de lo que en realidad es.

A través del relato del cuatro escuinclas, encarnadas por  Selena Gomez, Vanessa Hudgens (ambas hijas de la fabrica Disney), Ashley Benson y Rachel Korine (esposa del director), es que Harmony Korine ofrece una visión donde no importa el “cómo”, mucho menos las consecuencias, lo importante es “pasársela bien”.

Lo anterior no la convierte en una cinta azotada sino el algo más bien festivo, en donde la música, el baile y el jugueteo sexual toman por asalto desde el primer instante de la cinta. Justo por ello resulta un tanto perturbador ver en escena a cuatro adolecentes viviendo momentos que podrían bien ser parte de una historia de terror, aunque envueltas en imágenes llenas de color y música festiva. Si a esto le agregamos el continuo monologo interior al que se someten cada uno de los personajes, el resultado es aún más particular.

En pantalla se refleja la doble moral de la que tanto adolece la cultura gringa (sobre todo de la población conocida como white trash), donde en un momento dado un personaje puede estarse fumando hasta las alfombras del hotel y horas después platicar con tanta naturalidad con la abuela de la “espiritualidad”  del viaje.

Por lo anterior, no resulta una coincidencia que el director haya elegido utilizar en el filme una canción de Britney Spears, quien representó la pureza y virginalidad de los años 90 y que con el paso del tiempo cayó en la completa locura. Dicho sea de paso, la secuencia musicalizada con Everytime es simplemente genial.

Esta cinta es más de lo que aparenta y, a pesar de los estereotipos magnificados y que por momentos parecen un mal viaje, es de lo más interesante que ofrece la cartelera en estos días.

A24, 2013

A24 | 2013

************

Ficha Técnica 

Titulo original: Spring Breakers/ País: Estados Unidos/ Año: 2013/ Director: Harmony Korine/ Elenco: James Franco, Selena Gomez, Vanessa Hudgens, Ashley Benson y Rachel Korine/ Guion: Harmony Korine/ Música: Cliff Martinez, Skrillex, Gucci Mane/ Fotografía: Benoit Debie/ Duración: 93 minutos